miércoles, 17 de octubre de 2018

Miércoles - Oración de la noche

Gracias Dios por todo lo que nos das, con tu protección voy a dormir tranquilo en esta noche.

Señor, tú entiendes cómo me siento y lo que pienso, aún antes de decir las palabras tú las sabes, ayúdame a ser prudente, guíame en tu verdad, cada día y cada noche necesito de ti, eres la luz que necesito, alumbra mi camino, alumbra mis pensamientos, quita todo aquello que me aleja de tu presencia.



Dame serenidad, Señor, que tu paz me haga dormir tranquilo, que ningún pensamiento, ni preocupación quiten este tiempo de descanso, dame un sueño profundo, que mañana despierte con gozo en mi corazón.

Dios bendito, no es fácil vivir como tú lo deseas, pero contigo sé que puedo hacerlo, dame fuerzas y dominio propio, que todas mis acciones reflejen que tú estás conmigo.

Perdóname Señor, sé que no he hecho todas las cosas bien, límpiame de mis errores y dame una nueva oportunidad para agradarte y bendecirte.

En esta noche oro para que le des un buen sueño a cada uno en mi hogar, bendícelos y que tengan un buen reposo en salud y con tu protección.

Te ruego que quites todo temor, que no haya nada ni nadie que impida un buen descanso, en tus manos estamos y reposaremos tranquilos y felices por todo el amor que nos das.

En paz me acostaré y dormiré, realmente es sólo contigo que siempre estaré confiado. Amén.




Lectura Bíblica en: Salmos 4:1-8 Oración vespertina de confianza en Dios

Al músico principal; sobre Neginot. Salmo de David.

1 Respóndeme cuando clamo, oh Dios de mi justicia. Cuando estaba en angustia, tú me hiciste ensanchar; Ten misericordia de mí, y oye mi oración.

2 Hijos de los hombres, ¿hasta cuándo volveréis mi honra en infamia, Amaréis la vanidad, y buscaréis la mentira? Selah

3 Sabed, pues, que Jehová ha escogido al piadoso para sí; Jehová oirá cuando yo a él clamare.

4 Temblad, y no pequéis; Meditad en vuestro corazón estando en vuestra cama, y callad. Selah

5 Ofreced sacrificios de justicia, Y confiad en Jehová.

6 Muchos son los que dicen: ¿Quién nos mostrará el bien? Alza sobre nosotros, oh Jehová, la luz de tu rostro.



7 Tú diste alegría a mi corazón Mayor que la de ellos cuando abundaba su grano y su mosto.

8 En paz me acostaré, y asimismo dormiré; Porque sólo tú, Jehová, me haces vivir confiado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario